Directamente traída desde Estados Unidos, uno de los cortes más exclusivos que ofrece Jumbo es la deliciosa entraña americana.

 

Durante años, la entraña fue un corte de carne desconocido para la mayoría. Y aunque fue relegada a segundo plano, siempre detrás del popular lomo y otros cortes más reconocidos, hoy la entraña es considerada un manjar parrillero que no puede faltar en los asados.

 

La entraña es un corte muy delgado que corresponde a los músculos que rodean y movilizan el diafragma, y suele estar cubierto de una membrana muy fina. Su forma alargada lo hace ideal para asar y picar, y por eso es que hoy suele ser el punto de partida de cualquier buen asado, como protagonista del aperitivo.

 

Un Cabernet Sauvignon es el maridaje perfecto para este corte de alto contenido de grasa, gracias a su sabor robusto y acidez, que balancean muy bien el sabor y textura de la entraña.

 

Para obtener la entraña perfecta, se recomienda poner a asar a fuego alto sin quitar su membrana, para retener los jugos interiores. Cocinar 3 minutos por lado, hasta que las membranas estén doradas, salar y retirar de la parrilla. ¡Así de sencillo! Listo para un picoteo premium que abrirá el apetito de tus comensales.